28 de junio de 2011

Notables diferencias entre los indignados españoles y los trabajadores griegos

El PAME, sindicato comunista, a la cabeza
 de la resistencia griega
Aunque los medios de propaganda prefieren, por supuesto, publicitar y alabar la "revolución" interclasista de los indignados españoles, estos tienen mucho que aprender de los trabajadores griegos que, aunque también se intentó hacer creer que estaban aprendiendo de la ineficaz y bastante inutil protesta española, siguen dandoles mil vueltas en lo que se refiere a combatividad y lucha.

¿Por qué son tan diferentes las protestas de los ciudadanos españoles y de los trabajadores griegos? Podriamos hablar de bastantes diferencias entre ambas, pero señalaremos solo las que creemos principales:

-En primer lugar, lo que ya queda evidenciado en la formulación de la pregunta: los griegos no han olvidado el caracter de clase de las protestas, y por ello son los trabajadores los que estan a la cabeza de la revuelta y, por ello, utilizan las principales y mas eficaces armas de la clase obrera en su lucha contra los capitalistas: la huelga. La huelga es el único método que duele realmente al gran empresario, pues les toca donde mas les duele, en el bolsillo. Por ello es tan importante que el movimiento de los indignados españoles sea interclasista, y este dirigido por chicos buenos que han estudiado y aprendido en colegios de pago y sepan lo que conviene al pais. Y por ello los medios de propaganda insisten en que si tiene que triunfar una "revuelta" en España sea inofensiva para los intereses de la clase capitalista y que se limite a protestar en las plazas y a, como mucho, gritarle un poco a los diputados en los alrededores de los parlamentos.

-En segundo lugar, y en relación con lo anterior, una gran diferencia de la lucha de los griegos con las acciones de los españoles es la desorganización de estos o, mas bien, la ausencia de los medios de dirección y organizacion tradicionales de los trabajadores en las protestas: los sindicatos. Y esta es una de las claves de la situación: los grandes sindicatos españoles, CCOO y UGT, hace tiempo que se han convertido en importantes piezas de reproducción del sistema, de control de la lucha obrera y de consecucion de esa falacia que llaman "paz social", eufemismo que traduce realmente la realidad de que se renuncia a la reivindicacion y se acepta el papel del trabajador como pieza fundamental del beneficio capitalista. Mientras en Grecia los sindicatos de clase estan a la cabeza de las protestas,  en España los grandes sindicatos son hoy simbolo del gran capital, e, indignados o no, los contemplan como lo que son: parte del problema.

Foto en la Puerta del Sol de Madrid
-Por último, en Grecia el Partido Comunista no ha seguido el mismo proceso revisionista que ha sufrido el PCE español, y con él, la coalición a la que pertenece, Izquierda Unida, trasnformada en una sucursal del Partido Socialista (Socialdemocrata) e incapaz de ponerse a la cabeza de la lucha contra los desmanes del capitalismo (quizas porque se beneficia tambien de ellos). El KKE griego sigue liderando la lucha activa de los trabajadores y dispuesto a convocarlos para defender sus derechos y enfrentarse a las armas que utiliza el poder para reprimirlos. Y lo hace alto y claro, defendiendo la necesidad de derrumbar el capitalismo incluso en el parlamento de la institucion que mejor lo representa hoy, la Union Europea.

Asi que, en resumen y como conclusión, los indignados, que parece se han planteado alguna vez llamar a la huelga general con poco exito, se han visto reprendidos por los mismos sindicatos, CCOO y UGT, que, curiosamente, mientras reinvidican que esa es funcion suya en exclusividad, nunca, pese a que ha habido motivos de sobra (quizas mas que nunca antes desde la muerte del padre ideologico de esta democracia, Francisco Franco), para que esta hubiera sido indefinida en bastantes ocasiones.

Los medios trabajan desmesuradamente para que los indignados se queden en eso, en movimientos incoloros, inodoros e inofensivos que no saquen en ningun momento la bandera de la lucha de clases a la palestra y, ni mucho menos, usen las armas que mas duelen al capital: las que tienen que ver con su constante y sonante ganancia de beneficios. Por eso en Grecia, las huelgas generales convocadas desde el principio de la crisis son ya incontables; en España, los grandes sindicatos ya se encargan de que el bolsillo de sus amos no sufra, y los indignados, si alguna vez dan el paso, dejaran de ser los admirados luchadores y protestatarios que hasta el juez Garzon aplaude para convertirse en peligrosos radicales a los que, como poco, se les aplicará la ley antiterrorista y el consiguiente periodo de incomunicacion con lo que este significa de lugar de juegos sadicos para muchos de los perturbados que estan entrenados para proteger "la ley y el orden".

5 comentarios:

Ciberculturalia dijo...

Quizás tengas razón José Luis. Pero leyéndote no hay ni un resquicio para la esperanza, para pensar que algo sirve para algo, que incluso estos "denostados indignados", con sus modos y maneras, que indudablemente no son los de un partido político concreto, puedan conseguir alguno de sus propósitos. No se, José Luis.

Respecto a lo que dices de la federación IU, y sus problemas de encaje entre las diferentes sensibilidades, pues así es.

Lo de los sindicatos españoles, y su incapacidad para distanciarse de los que les subvencionan, es un buen análisis.

En fin, se que eres un hombre radical y no permites ninguna concesión a la galería. Tienes razón. Seguro.

Pero hoy quiero ver algún atisbo de esperanza por algún lado, no? Que algo sirve para algo. ¿O tan sólo nos hemos convertido en vulgares plañideros?

Perdona el rollo.
Besos, con simpatía

Jose Luis Forneo dijo...

Que los trabajadores griegos no se rindan y convoquen huelga tras huelga, manifestacion tras manifestacion, es el mejor ejemplo de que la esperanza no se tiene que perder. En cuanto a los indignados, deberian dar un paso adelante y utilizar los recursos que hacen que el capitalismo te considere un enemigo y no un amigo o un loco. De hecho, el analisis de los medios es el mejor termometro de lo peligrosos que son para el sistema las "revoluciones" de colorines. En los indignados hay esperanza, claro que si, pero falta organizacion. Y sin organizacion, al final siempre acaban quitandote el altavoz los que controlan el cotarro o decidiendo por ti en contra de los intereses de la mayoria. Y no me refiero a que la unica solucion sea la organizacion a traves del partido comunista, sino que la misma organizacion anarquista, como la de la CNT historica, es capaz de llevar a la lucha a miles de trabajadores, y a poner en alerta a los capitalistas ¿como quieres que haya esperanza si mientras los indignados estan en la calle los recortes siguen como si nada, y los banqueros siguen saqueando sin que sus trabajadores hagan nada para evitarlo?
En fin, que cualquier protesta es mejor que nada, pero la falta de autocritica y no saber ir retirando el grano de la paja es el mejor camino para que no sirva de nada.
Un saludo

Carmela dijo...

Clarísimo análisis.
Unos pocos cronistas han comenzado a plantear las evidentes diferencias de posturas , destacando la protesta de los trabajadores griegos a través de huelgas intentando desestructurar la fuerza capitalista.
Cualquier protesta es mejor que nada pero la organización es indispensable.

Dr. Iglesias dijo...

Compendio web sobre la #spanishrevolution, los Indignados y "democracia real ya". Ver:
[Web Book on the #spanishrevolution, the "indignados" and "democracia real ya" View:]

http://aims.selfip.org/spanish_revolution.htm

Piedra dijo...

Hay otro sindicato, uno maldito y que no tiene la fuerza de los otros por desgracia. Creo que si no, las cosas habrían ido de otro modo.

Yo también opino que la prueba de que todo es un gran montaje es el hecho de que no estemos en huelga general desde el 15 de mayo.
¿Es que ha cambiado o mejorado algo?

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...